Liderazgo

Inicio >> Posts tagged "Liderazgo"

7 Comportamientos del líder ideal

El liderazgo no pasa de moda. Sigue siendo un tema que interesa a muchas personas, empresas y cualquier organización o grupo de gente que se reúna para perseguir juntos un objetivo y hacerlo de la mejor manera. Mientras más leo y aprendo del liderazgo, más me convenzo que es tarea pendiente en nuestra sociedad tomar consciencia y responsabilidad sobre el impacto que tenemos en las demás personas. El líder sigue siendo la figura que guía, marca pautas, moviliza y acompaña a los demás a lograr lo que se anhela como equipo. Sueño con que los que tienen capacidad de impactar en otros, asuman un rol auténtico de conexión, compromiso, excelencia y energía para que otros sientan que vale la pena dejarse liderar y acompañar por quienes les lideran. Aquí la infografía del mes que intenta resumir en siete aspectos, los comportamientos claves del líder ideal 🙂 ¿Cuáles tienes? ¿Cuáles te faltan? ¿Qué vas a hacer?

infografia-noviembre-7-comportamientos-del-lider-ideal

¿Hay diferencia entre un líder y un jefe?

¿Hay diferencia entre un líder y un jefe?

Creo que aquí hay un tema de semántica importante. Lamentablemente hay una tendencia a dar connotación negativa a la palabra jefe, para contraponerla a la palabra líder, como el opuesto positivo. Al final, un buen jefe es un buen líder, y lo contrario también se puede dar. Los jefes que hacen muy bien su trabajo, es porque son auténticos líderes, que se han ganado su posición dignamente, que los equipos o grupos donde se desempeñan como jefes, obtienen resultados de manera óptima. También hay líderes pésimos, que pueden tener capacidad de enganchar pero cogean de alguna pata que desmorona y no da consistencia a su capacidad de enganche.
Me gustaría que se eliminara el paradigma que se ha generado al rededor de la palabra jefe pues no pasa nada con la palabra. Con lo que sí realmente pasa es con la gestión y el trabajo que realice esa persona que tiene equipos a su cargo. El nombre es lo de menos. Pongamos el foco en la acción, en lo constatable, en lo que se puede confirmar. Se dice que el jefe es el que tiene poder por designio, y el líder el poder le viene otorgado por el colectivo que le sigue. Un jefe se puede ganar a pulso el respeto, la autoridad y la consideración de su equipo, cimentando su jefatura sobre un liderazgo efectivo.
Rompamos los paradigmas semánticos y abramos la mente. Un jefe puede ser un excelente líder y punto 😉

8 tips para tener una reunión de evaluación exitosa

De los mayores retos a los que se enfrentan los líderes, las personas que llevan equipos de trabajo, es desarrollar la capacidad de hacer que las evaluaciones de desempeño sean momentos que propicien genuinamente el desarrollo y la motivación de la persona. Aquí os dejamos 8 tips para hacer que esas evaluaciones sean realmente exitosas y productivas.

 

Las cuatro claves de los equipos de alto rendimiento

Las cuatro claves de los equipos de alto rendimiento

Por allá por los años 90, cuando estaba en mis años de instituto, empezaba a experimentar lo que era trabajar en equipo. Los profesores nos asignaban trabajos donde necesitábamos organizarnos, planificarnos y ponernos “manos a la obra” para entregar un documento y en la mayoría de las veces, hacer una presentación para el resto de la clase. Recuerdo de forma especial un día que tocaba hacer la presentación de un trabajo y una de las personas del equipo no asistió (no viene al caso analizar la ausencia de esta persona…), por lo que yo asumí su parte, sin tener ni pajolera idea de lo que iba a decir ante una clase de unas 40 personas. La pasé fatal, no ha sido mi mejor intervención en público definitivamente. Tenía yo unos 14 años, y desde ese día entendí que cuando se trabaja en equipo, si me quedo solamente con mi parcela corro un riesgo a nivel individual, además, y no menos importante, corre riesgo el resultado que como equipo se desea obtener y éste tiene un valor incalculable.

Esta anécdota de mi juventud me da pie para introducir las cuatro claves que considero básicas para que un equipo logre losmejores resultados, usando los recursos de manera óptima y permitiendo el despliegue ideal (complementariedad y equilibrio) de las habilidades de todos y cada uno de sus integrantes. Los equipos que logran esto, son definitivamente, de alto rendimiento. Este alto rendimiento se logra sistémicamente, es decir, todas las partes (individuos) del sistema están alineadas y conectadas, metafóricamente hablando, para que desde su actuación individual se logren repercusiones en conjunto: “El todo es más que la suma de las partes” Aristóteles.

Haciendo referencia nuevamente a la historia del inicio, cabe resaltar la presencia y al mismo tiempo la ausencia de esa primera clave que considero básica y es fundamental que aparezca a lo largo de la vida de cualquier equipo; me refiero al compromiso. Yo, en ese trabajo escolar tenía un compromiso limitado, individualista; el compromiso que se requiere cuando trabajamos en equipo debe traspasar nuestra individualidad para conectar con el sentido y la necesidad de lo que representa el equipo al que pertenecemos; si yo no me comprometo realmente con lo que aspira lograr el equipo, los resultados no serán tan óptimos como podrían, mis expectativas individuales pueden ser cubiertas pero no necesariamente las que surgen por formar parte de algo que va más allá de mí. Al forma parte de un equipo es primordial comprometernoscon las expectativas que surgen del sentido de pertenencia y de la necesidad de poner al servicio del equipo lo que soy y hago de la mejor manera, así como las expectativas colectivas, las que se construyen entre todos los integrantes del equipo.

En el segundo puesto está la Comunicación. Eseproceso que nos caracteriza como especie, que nos permite mostrar nuestro mundo y recibir información del mundo de los demás. La base de cualquier relación es la comunicación; no hay relación sin comunicación y el equipo es en esencia relacional. Funciona a través de relaciones que se dan para que exista y evolucione. En cualquier equipo de alto rendimiento la conversación es la herramienta de efectividad por excelencia; conversar de forma oral, gestual o de manera escrita, nos permitirá establecer acuerdos, determinar planes, entregar y recibir feedback; en resumidas cuentas, nos permitirá actuar. El lenguaje es acción y el equipo que habla, que conversa, que se comunica, ya está actuando.

Anclándose en la comunicación, aparece en tercer lugar la confianza. Para poder confiar necesitamos experiencias de interacción, donde apreciemos lo que es trabajar con otro, con otros, donde se afiancen los estilos de respuesta y de trabajo de cada quien, donde conozcamos al resto para que inteligentemente sepamos modular nuestro comportamiento para sacar lo mejor de ellos. La confianza se eleva como esa esencia que le debe dar espíritu al equipo que quiere ser excelente; es fundamental creer en el resto, en sus capacidades y en su compromiso. Este tema de la confianza, como muchos otros en las relaciones, funciona como un espejo: la mejor manera de que los demás confíen en nosotros, es que nosotros confiemos en los demás.

“No hay viento favorable para el marinero que no conoce su puerto”. Saber hacia dónde se dirige, tener claridad sobre las metas, es la gasolina que moviliza a un equipo. No podemos aspirar que un trabajo se haga bien si la meta que se persigue no se ha definido de forma clara, específica, concreta, medible, puesta en el tiempo y estructurada. Soy partidaria de dar rienda suelta a los estilos de cada integrante del equipo, eso nutre y enriquece al equipo como ente; sin embargo, no podemos olvidar que  siempre, siempre, SIEMPRE, debe quedar muy bien definido lo que se persigue, los resultados que se quieren obtener y los tiempos con los que contamos.

Espero que este pequeño recorrido por las cuatro claves fundamentales del equipo de alto rendimiento no te hayan dejado indiferente; espero, más bien, que te haya removido algo por dentro, suscitado ideas y también, ¿por qué no? preguntas. Y a propósito de preguntas, cierro este post haciéndote una: ¿Qué puedes hacer diferente en tu equipo para que se acerque más a un estado de alto rendimiento?

Mari Carmen García

Consultora TMI Spain

Fuente: http://www.tmi.es/blog/2016/03/las-cuatro-claves-de-los-equipos-de-alto-rendimiento

“Liderazgo” – Una charla para identificar(nos) líderes

“Liderazgo” – Una charla para identificar(nos) líderes

¿El liderazgo se impone o se gana? Parece una pregunta retórica pero no siempre tenemos claro cómo es el proceso de que alguien, o nosotros mismos, nos convirtamos en líderes.

Nuestra jornada empezó dándole características a ese líder que seguiríamos, para luego reflexionar si esas características que demandamos en alguien que seguiríamos, las practicamos nosotros mismos.

El líder, para nosotros debe cubrir tres grandes aspectos:

  1. Ser “comunicador”
  2. Movilizador de su gente
  3. Administrador – gestor 100%

Algunas buenas prácticas, que afianzan nuestra capacidad de liderazgo:

  • Empieza por si mism@
  • Responsable: consigo mism@, equipo, organización, sociedad
  • Es coherente
  • Conoce a su gente
  • Confía en su gente
  • Acepta la imperfección
  • Aprende y forma
  • Desarrolla otros líderes
  • Es seguidor
  • Espíritu de alerta permanente

 

Este próximo viernes daremos fin a nuestras charlas, con un tema que nos apasiona: ¡¡¡COMUNICACIÓN!!! A por todas 🙂
Si tu jefe/jefa no te da feedback, pídeselo

Si tu jefe/jefa no te da feedback, pídeselo

La dinámica que se vive en las empresas de hoy en día pareciera que no permite que se den momentos para conversar con nuestros superiores y saber qué opinión tienen acerca de cómo hacemos nuestro trabajo; pareciera que en muchos casos, nuestro jefe o jefa, por el hecho de darnos más trabajo, más responsabilidad, de exigirnos más, ya asumen que nosotros sabemos que ell@s están “a gusto” con nuestro desempeño y con nuestra forma de trabaja; pero NO, eso definitivamente no es suficiente.

CONTINUA LEYENDO

Tener un buen jefe, ¿una lotería?

Tener un buen jefe, ¿una lotería?

Decir que nosotros hemos tenido un buen jefe o que tenemos un buen jefe, pareciera no ser lo usual. De hecho, si decimos esto, la gente puede que nos vea así como: y eso de que tu jefe “mole”, ¿es posible?”. Hablemos un poco de esto.

CONTINUA LEYENDO

Justicia y talento

Justicia y talento

Cuando el trabajo bien hecho no es reconocido, la mediocridad se apoltrona  

Llevo unos cuantos años escuchando a profesionales, a muy buenos profesionales, decir que no están a gusto con sus empresas, con sus planes de carrera, con sus jefes. Si bien es cierto que el ser humano se puede caracterizar por gran cantidad de actitudes de inconformismo y que muchas veces es presa del pesimismo y de la incapacidad de ver las cosas desde diferentes perspectivas, también es cierto que en muchas empresas la gestión del talento se ve gravemente afectada por la falta de justicia. Y es que “tratar a todos por igual” es de las injusticias más grandes que se pueden ver, vivir e incluir como parte de la cultura en las organizaciones de hoy por hoy.

CONTINUA LEYENDO

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies